Slow life ¿Te unes?

Nos ha tocado vivir en una época “non-stop”, donde el mundo que nos rodea gira cada vez más deprisa y nos arrastra con él obligándonos a hacer 20 mil cosas en un mismo momento con la misma eficiencia que si hiciésemos dos.

Dónde parece obligatorio que los lunes tienen que ser días feos donde comienza el estrés el cual con suerte te deja sábado y domingo para descansar, aunque siendo sinceros, no desaparece, siempre se queda en la retaguardia para no dejarte disfrutar de la vida en general…

“De despertarte y escuchar a los pájaros que cantan antes de aguardarse del frío, sentir tu cuerpo relajado como va despertándose bajo el edredón, de disfrutar preparándote un café y LEER el periódico, si sí leer, nada de móvil, ipad, ordenador o tv, pasear disfrutando de tu ciudad camino del trabajo…”

¿Hace cuánto no disfrutas de una mañana de lunes relajado? Hablo del lunes porque al pobre se le ha catalogado siempre como el peor día de la semana cuando a él simplemente le tocó ser el primero y carga con nuestras penurias y quejas constantemente, cuándo podría convertirse en un día fantástico donde poder tomarnos nuestro tiempo tranquilos y preparar la semana, llevar a nuestros hijos al cole, ir al gym o la universidad, o simplemente ir al trabajo con ganas de comerte esa semana que empieza.

Yo voy contra todo esto, porque no me gusta, me hace no sentirme bien conmigo misma y tener unos dolores de espalda que ni te imaginas.

Te propongo una vida slow, “slow life”, seguro que has oído hablar de este movimiento, esta filosofía (origen a finales de los 80 en Italia) y puede que te parezca muy moderno o que no funciona, que no es lo tuyo, pero te aseguro que si.

Yo, después de vivir en el país más caótico (para mi) del mundo, china, intento integrar este movimiento de slow life como mi vida, me obligo a parar y a disfrutar para conseguir paz y poder ser más feliz lo que me ayuda a poder crear y pintar.

Esto que os propongo, este slow life, debería ser nuestro primer mandamiento de vida, porque de esta manera podríamos entrar más en contacto con todo aquello que nos rodea, la naturaleza, la familia, los amigos, el hogar.

Y este es y será por siempre la filosofía de Brunelda, porque a través de mis acuarelas espero y pretendo poder haceros llegar esa paz que tanto anhelamos, el contacto con la naturaleza, el calor del hogar, la vuelta a lo tradicional, sobremesas eternas, sin prisa, porque de esta manera llegaremos a ser capaces de sentir todo.

¿Te unes a vivir una vida slow? Muy pronto podrás disfrutarla en casa con Brunelda.

Te espero la semana que viene y hasta entonces nos vemos por instagram y/o facebook.

Con cariño,

4 comentarios en “Slow life ¿Te unes?”

  1. Me encanta este post. Tienes toda la razón, vivimos tan deprisa que nos olvidamos de lo mas importante, disfrutar.
    Muchas gracias por hacer un post que motive tanto a disfrutar del presente, del momento…

    1. Muchas gracias!! La verdad es que es algo tan básico y de lo que nos olvidamos tan rápido que da mucha pena. Ojalá lleguemos a cambiar y se convierta en nuestro modelo de vida para siempre.
      Que disfrutes del día!!

  2. Pingback: ¡Descubre todos los productos del hogar! | Brunelda

  3. Pingback: Rutinas slow para empezar el año con buenos propósitos. | Brunelda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Otras entradas

Acuarelas personalizadas

Brunelda nació con la filosofía de poder crear productos únicos y personalizados donde poder plasmar con mi arte vuestras historias o recuerdos Con el tiempo y adaptándolo a los diferentes

Decora tu hogar con art prints

Con el lanzamiento de la semana pasada de la colección cápsula de art prints muchas me habéis escrito preguntándome como poder combinar las acuarelas para la decoración de distintos espacios,

Pide tu presupuesto sin compromiso